PENDULO POLITICO.

Publicado el 28 julio, 2012
Archivado bajo Sin categoría | No hay comentarios

Emiliano Carrillo Carrasco.

*MAPA CONCEPTUAL DE LA CRIMINALIDAD JUVENIL y LA INEXISTENTE OFERTA LABORAL.

 Por. Emiliano Carrillo Carrasco.

“La constitución es la norma que organiza los poderes y determina las competencias, por lo que es superior a las autoridades investidas por ella de atribuciones, dé ahí­ que la autoridad que actúa en contra de la constitución da un golpe de estado y pierde su legitimidad donde su pueblo enmarcara acciones  a causa de este vací­o  de poder publico”. IIJ.UNAM .MARIO DE LA CUEVA

Criminologí­a: ciencia sintética, causal, explicativa natural y cultural de las conductas antisociales, ciencia que tiene  como función cognitiva (conocimiento) y practica, individualizar las causas del comportamiento criminal (sujeto activo del delito) y combatirlo y modificar  la conducta del delincuente. (Sujeto activo, aquel que delinque) y delincuencia calidad del delincuente, comisión de un delito o conjunto de delitos. EL Conductismo se define como: “escuela de pensamiento que sostiene que las conclusiones sobre el desarrollo humano deben basarse en observaciones controladas del comportamiento manifiesto en lugar de hacerlo en especulaciones sobre los motivos inconscientes u otros fenómenos inobservables”. David Shaffer 

Pero aunque el Conductismo se oponga al reconocimiento de los procesos internos, éste se ha convertido en una rama de la Psicologí­a General y también puede ser definido como: “corriente de la Psicologí­a que defiende el empleo de procedimientos estrictamente experimentales para estudiar el comportamiento observable (la conducta), considerando el entorno como un conjunto de estí­mulos-respuesta”. A esta corriente se le puede llamar también como Behaviorismo: conducta, comportamiento o actividad; de igual manera, se le puede encontrar con el nombre de Reflexologí­a por el estudio de los reflejos; así­, queda como Behaviorismo, Conductismo o Reflexologí­a.

La Criminologí­a Conductual viene siendo la ciencia del control social el cual se logra por medio de estí­mulos y refuerzos. Por lo anterior John B. Watson es considerado como “el Padre del Conductismo”. Pertenece a la Psicologí­a, pero ya que se está en proceso de Renacimiento de la Criminologí­a, es necesario especializar una parte de ésta que lleve el nombre de: Criminologí­a Conductual, ésta se puede definir como: el estudio de la conducta, de cómo los seres humanos aprenden a adaptarse o desadaptarse al medio que les rodea. Esta teorí­a  para comprender y predecir la conducta humana y lograr prevenir ciertos comportamientos.

Mapa conceptual de los factores criminológicos: educación, nivel socioeconómico, educación,  alcoholismo, hambre, abandonó, miseria. Elementos socioeconómicos y polí­ticos.  La educación, medio de establecer oportunidades de un mejor ingreso, por situaciones económicas, la deserción se ha incrementado y se ponen a trabajar para el sustento del hogar.    Trabajo: como ingreso  no mas de tres salarios mí­nimos, por lo regular en su entorno de residencia, su actividad de panaderos, empleados de tiendas, etc., y la informalidad.

 

La desintegración familiar por situaciones de vicios  como alcoholismo y drogadicción, la procreación de los hijos no deseados, por inmadurez, los niños y jóvenes cautivos de sus necesidades y perdidas de valores, en caer en extremos de abusos sexuales, así­ como ser explotados por los padres en pedir limosna y delinquir  en robar en los comercios por hambre de poder llevar alimentos para su familia, si no son castigados, golpeados.

Las bandas como medio de integración familiar y autoprotección, así­  con ví­nculo de familia que sustituye a la suya. El abandono por situaciones de relaciones de pobreza, por tener otra familia, sus madres por necesidad de una nueva pareja abandona a sus hijos, con la abuela, madre, etc. Las conductas ilí­citas  de los jóvenes es poli cultural y social, donde las polí­ticas públicas son ineficientes, así­ como medios de integración ante la sociedad endebles por causas de su entorno social. El comportamiento humano, construir un contexto en el que se eliminen las conductas desadaptadas y se incrementen las oportunidades es una guí­a de crecimiento y desarrollo.

Las formas en que se ejerce la violencia son diversas y todas deben ser valoradas de manera única al estudiar a la familia y sus relaciones estructurales a nivel psicológico, social, jurí­dico, polí­tico, económico, etc., para poder establecer un diagnóstico claro y un origen multidimensional de la violencia, con lo cual se determinen pautas de modificación de conducta que a su vez transformen a la familia. Lo que nos interesa respecto a la violencia es atenuar las manifestaciones de la misma, y de manera ideal desaparecerlas de nuestras familias y de nuestra sociedad, por lo que resulta indispensable la interacción de todos los que trabajan en relación con el tema, educadores, sociólogos, antropólogos, juristas, psicólogos, psiquiatras, médicos y todos aquellos interesados en resolver la violencia, quienes deben entender que es un problema multicausal, y la solución no puede ser única. EJES rectores de aplicación, educación, delincuencia, prevención, economí­a, familia, valores perdidos.

La tendencia del mercado laboral en México, en base a la contabilidad de las empresas públicas ““ Instituto Nacional de Geografí­a y Estadí­stica (INEGI) y la Secretarí­a del Trabajo – que miden el comportamiento del empleo, continúa en franca pauperización. Las cifras correspondientes al mes de junio señalan que, si bien la tasa de desocupación es menor a la registrada en 2011, en realidad ello se debe a que la insuficiente creación de empleo se ha dado en condiciones de marginalidad.

Esta depauperación se refleja en los importantes incrementos del empleo subterráneo o informal: el 29.7% de la población con una ocupación lo hace en las redes de la informalidad, 0.8%  más que hace un año. La válvula de oxí­geno para la economí­a mexicana sigue radicando en actividades de bajo valor agregado y que se encuentran vinculadas con la informalidad y/o la ilegalidad.  Hecho que pone en evidencia que la mayorí­a de los mexicanos enfrentan el dilema de sostener a su familia en base a remuneraciones insuficientes para proporcionarles un nivel de bienestar satisfactorio. Y las autoridades mexicanas son omisas ante el quebranto del actual marco legal (art 123 constitucional), la reforma laboral tan manoseada por el presidente Calderón y su partido, el PAN. Y no hablamos ahora de la subocupación que representa la búsqueda que los mexicanos hacen por más de un empleo para asegurar un mejor nivel de vida para sus familias.

 

 

 

Share

Comentarios

Deja un comentario

Debes estar logueado para escribir un comentario.